Conoce cómo funcionan los hilos tensores

La medicina estética de hoy y sus constantes avances permiten realizar técnicas cada vez menos invasivas, intervenciones pequeñas y rápidas, con resultados más naturales y que permiten al paciente continuar con sus actividades habituales.

Los hilos tensores, por ejemplo, son un tratamiento de medicina estética que consiste en la implantación de hilos de un material 100% absorbible que crean una red vectorial que actúa como soporte a los tejidos, mejorando los efectos de la flacidez en el rostro, además favorece la formación de nuevo colágeno y la revitalización de los tejidos en la zona tratada.

La duración del efecto de los hilos puede durar entre un año y año y medio al terminar su efecto los tejidos regresan a la normalidad y puede ser necesaria una nueva aplicación de hilos.

¿Cómo es el procedimiento?

El procedimiento consiste en la aplicación subcutánea de varios hilos faciales de sutura por medio de un solo punto de entrada (a cada lado) y por medio de una microcánula. Sus espículas o conos, se anclan a tejidos profundos generando producción de colágeno, elastina y todos los componentes de la matriz extracelular que son los encargados de dar firmeza a la piel y adherirla al músculo.

Le puede interesar: Fuentes de vitamina C

Principales beneficios de los hilos tensores

Conoce cómo funcionan los hilos tensores

¿Cómo es el procedimiento?

El procedimiento consiste en la aplicación subcutánea de varios hilos faciales de sutura por medio de un solo punto de entrada (a cada lado) y por medio de una microcánula. Sus espículas o conos, se anclan a tejidos profundos generando producción de colágeno, elastina y todos los componentes de la matriz extracelular que son los encargados de dar firmeza a la piel y adherirla al músculo.

Le puede interesar: Fuentes de vitamina C

Principales beneficios de los hilos tensores

  • Activan la producción de colágeno.
  • Redefinir el contorno del óvalo facial.
  • Evitan la caída de la piel tanto del rostro como del cuello.
  • Es un tratamiento mínimamente invasivo y poco molesto.

Las principales áreas que sufren esta flacidez son las mejillas, alrededor de los ojos, las cejas, la papada y el cuello, creando un aspecto facial envejecido.

El efecto de los hilos tensores se puede dar en dos tiempos. El primero es un efecto inmediato que se ve al terminar el procedimiento en el cual ya hay unos cambios por tensión de los tejidos. En un segundo tiempo, se produce mayor tensión de los tejidos cuando se desarrollan las nuevas fibras de ácido hialurónico y colágeno  que se presenta dos o tres meses después de haber hecho el procedimiento, tiempo en el cual ya se observa el resultado definitivo.

Para la realización de dicho tratamiento, la IPS Clínica Renacer Equilibrio Natural, cuenta con cerca de 8 años de experiencia en temas de rejuvenecimiento facial, en cabeza de médicos especialistas que realizan este tipo de procedimientos con profesionalismo y la más alta deontología médica.

Leer: Escleroterapia: el mejor tratamiento para várices y arañitas

Conoce cómo funcionan los hilos tensores

La medicina estética de hoy y sus constantes avances permiten realizar técnicas cada vez menos invasivas, intervenciones pequeñas y rápidas, con resultados más naturales y que permiten al paciente continuar con sus actividades habituales.

Los hilos tensores, por ejemplo, son un tratamiento de medicina estética que consiste en la implantación de hilos de un material 100% absorbible que crean una red vectorial que actúa como soporte a los tejidos, mejorando los efectos de la flacidez en el rostro, además favorece la formación de nuevo colágeno y la revitalización de los tejidos en la zona tratada.

La duración del efecto de los hilos puede durar entre un año y año y medio al terminar su efecto los tejidos regresan a la normalidad y puede ser necesaria una nueva aplicación de hilos.

¿Cómo es el procedimiento?

El procedimiento consiste en la aplicación subcutánea de varios hilos faciales de sutura por medio de un solo punto de entrada (a cada lado) y por medio de una microcánula. Sus espículas o conos, se anclan a tejidos profundos generando producción de colágeno, elastina y todos los componentes de la matriz extracelular que son los encargados de dar firmeza a la piel y adherirla al músculo.

Le puede interesar: Fuentes de vitamina C

Principales beneficios de los hilos tensores

  • Activan la producción de colágeno.
  • Redefinir el contorno del óvalo facial.
  • Evitan la caída de la piel tanto del rostro como del cuello.
  • Es un tratamiento mínimamente invasivo y poco molesto.

Las principales áreas que sufren esta flacidez son las mejillas, alrededor de los ojos, las cejas, la papada y el cuello, creando un aspecto facial envejecido.

El efecto de los hilos tensores se puede dar en dos tiempos. El primero es un efecto inmediato que se ve al terminar el procedimiento en el cual ya hay unos cambios por tensión de los tejidos. En un segundo tiempo, se produce mayor tensión de los tejidos cuando se desarrollan las nuevas fibras de ácido hialurónico y colágeno  que se presenta dos o tres meses después de haber hecho el procedimiento, tiempo en el cual ya se observa el resultado definitivo.

Para la realización de dicho tratamiento, la IPS Clínica Renacer Equilibrio Natural, cuenta con cerca de 8 años de experiencia en temas de rejuvenecimiento facial, en cabeza de médicos especialistas que realizan este tipo de procedimientos con profesionalismo y la más alta deontología médica.

Leer: Escleroterapia: el mejor tratamiento para várices y arañitas